Compartir

Ciclo de vida de tu producto

Publicado el

Si ya te encuentras promocionando una campaña, debemos tener claro que no todas las acciones de marketing son útiles para cualquier momento. Por lo mismo, debes saber cuál es la indicada según el ciclo de vida del producto, ya que esto te permitirá orientar a los usuarios, desde el origen de lo que ofreces, hasta su lanzamiento al mercado, permitiendo focalizar de mejor manera tus recursos.

En ese sentido, es imprescindible que antes de ponerse a desarrollar acciones de marketing digital es fundamental que se conozcan las etapas del ciclo de vida del producto. De esta forma, sabrás lo que debes plantear en cada una de ellas y podrás llegar de una manera más efectiva a tus potenciales clientes.

 

La primera fase

Corresponde al lanzamiento del producto al mercado. Esta es la etapa que conlleva un mayor costo para tu compañía, ya que es cuando se produce el primer acercamiento con el consumidor y es donde se incluyen estudios de mercado, desarrollo del artículo e inversión en campañas de comunicación.

En este caso la demanda es menor que la oferta, ya que el mayor número de ventas provienen de los clientes más innovadores y disruptivos. Estos son los que aceptan un mayor riesgo ante la compra, pero los anima la idea de experimentar con nuevos productos que no hayan probado anteriormente.

 

La segunda fase

Tiene relación con el crecimiento, en donde el producto se posiciona en un segmento determinado donde empieza a ser aceptado por los consumidores. ¿Qué ocasiona esto? Principalmente que las ventas y los beneficios vayan creciendo de forma gradual, además de contar con la ventaja de que en esta etapa la competencia no suele ser muy intensa.

 

 

Etapa de Madurez

Cuando tu producto ya se ha consolidado dentro del mercado llega la etapa de la madurez, que corresponde a la fase más extensa en comparación con las otras.  En ella las ventas continúan aumentando y tus competidores adquieren mayor notoriedad, momento en cual debes ofrecer una propuesta diferenciada más allá del precio del producto con el objetivo de seguir encabezando las preferencias.

 

Declive

No obstante, hay una etapa final en donde nadie quiere llegar. Se trata del declive, que es la última dentro del ciclo de vida del producto y en donde las ventas comienzas a disminuir de forma gradual debido a que el mercado cuenta con otras opciones que sustituyen a las que tú estás ofreciendo.

 

La recomendación es planificar estrategias acordes a cada una de las etapas de tu producto.

 

A continuación, te dejamos las principales acciones que puedes impulsar con tu empresa para extender el ciclo de vida y hacer una campaña lo más beneficiosa posible:

 

  • Publicidad de pago

 

Como ya mencionamos anteriormente, durante la primera fase necesitarás realizar una buena inversión. Esta es la que te ayudará a atraer a los distribuidores y a construir tus acciones, por lo que es indispensable pagar por ella, ya sea en Google Adwords o en redes sociales.

Así, los consumidores podrán saber todo sobre el nuevo producto y se animarán a probarlo. La recomendación es a dedicar tu atención y esfuerzo a los compradores innovadores, que son los que finalmente están dispuestos a adquirir algo novedoso.

Tus acciones de publicidad deben estar presentes en distintos medios tradicionales de pago. Puedes complementarlas con técnicas de Inbound marketing para multiplicar los resultados.

 

  • Inbound Marketing

 

En la segunda fase ya puedes comenzar a ver tus primeras ganancias.  Pero para mantener un crecimiento rápido del mercado durante el mayor lapso posible, es indispensable que agregues nuevas características al producto y modelos, además de incrementar la inversión publicitaria con el objetivo de afrontar la competencia.

Justamente aquí es donde juegan un rol clave el marketing automatizón y las cadenas de email de lead nurturing. Estos dos métodos de Inbound Marketing funcionan perfectamente en esta fase, puesto que aseguran la conversión y aumentan las posibilidades de obtener oportunidades comerciales.

 

 

  • Personalización

 

Probablemente esta es la etapa que representa un mayor reto con relación a las estrategias de marketing. Aquí es donde empieza la desaceleración del producto y las ventas comienzan a reducirse debido a la mayor competencia en el mercado, pero no debes preocuparte o sentirte culpable porque es algo más común de lo que uno piensa.

Por lo anterior y ante las indefiniciones, será clave adaptarse a los cambios frecuentes relacionados a las necesidades del consumidor. El consejo es ser innovador, encontrando nuevos segmentos que se interesen en tu compañía, con el objetivo de incrementar el consumo del producto. Incluso, puedes volver a aplicar una estrategia de Inbound Marketing, para entregar mensajes más personalizados.

 

 

  • Nuevos lanzamientos

 

Esta es la etapa por la cual no quisiera pagar ninguna marca o empresa, pese a que desarrolles muchas acciones para evitarla. La recomendación es a prepararse con una buena estrategia de marketing para afrontarla, puesto que como bien sabemos las necesidades de los consumidores son cambiantes y la competencia no deja de crecer.

Este es el momento ideal para redefinir tu apuesta o de lanzar un nuevo producto que tenga buenas perspectivas a largo plazo. Considera que tendrás que retomar estrategias de publicidad de pago y la difusión por diferentes canales, dándole especial énfasis a la inversión en redes sociales y a los ya tradicionales email marketing.

Aunque el ciclo de vida de tu producto puede durar meses, debes estar siempre preparado para enfrentar cualquiera de las etapas que hemos nombrado anteriormente.

 

 

 

Adaptarse con rapidez y saber aceptar que a veces la competencia nos supera, son partes del crecimiento que debe tener toda empresa.

 

 

Compartir

Si quieres recibir más información déjanos tus datos

× Hola, ¿como te ayudo?